Bob Esponja se va de Comunión . . .

.
Cuando se imponen las modas no se puede hacer nada . . . seguro que os sorprende esta entrada es algo que no habeis visto nunca segurisimo . . .





A que os han sorprendido? A que no sabeis ni quien es el personajillo? A que os preguntais como puede ser que después de una gata blanca sin boca una esponja de tanto de si?

Pues si señores, aquí tenemos a Bob Esponja que vive en un piña debajo del mar y me pregunto como puede ser que siendo una esponja sea capaz de moverse debajo del agua... con lo que cuesta sacar la tuya del fondo de la bañera

En fin, os dejo con las galletas que me encargaron para la comunión de Bernat y que espero que le sorprendan muchisimo, gracias Silvia por confiar en mi en ese día tan importante para cualquier niño






Las galletas son las que siempre hago de mantequilla sin huevo, me parecen la mejor opción en cuanto a conservación y alergias infantiles, nunca se sabe quien puede tener una mala reacción al huevo.

Esta vez para hacer 20 galletas con un grosor de 10mm necesité,
  • 250 gr. de mantequilla
  • 125 gr. de azúcar glass (sirve la que hacemos en la TH)
  • 1 c/p de esencia de vainilla
  • 416 gr. de harina de trigo común







Cortamos las galletas y las vamos colocando sobre la bandeja de hornear, yo uso una que compré en IKEA y no utilizo el papel de hornear debajo ya que es antiadherente, si no estás segura de si tu bandeja lo es pon papel y sobretodo no las hornees sobre la rejilla porque pueden deformarse fácilmente y quedarse todas las rejillas marcadas en la parte trasera de la galleta.

Una vez las galletas están sobre la bandeja le ponemos el palito de brocheta (de madera) clavandolo con cuidado de que no vaya a salir por arriba o abajo.
Luego con una esteca le marcamos las ondas de la esponja simplemente presionando un poco hacia el interior, podeis utilizar el mango de una cuchara o cualquier cosa cilíndrica.



Después de hornearlas a 170º durante 15 minutos las sacamos del horno, las dejamos reposar 5 minutos en la bandeja sin tocarlas y luego las vamos colocando sobre la rejilla para que se acaben de enfriar.

Tener en cuenta que cada horno es distinto y que no será el mismo tiempo de cocción para una galleta de 6mm que para una de 10mm así que controlarlas, cuando los bordes empiezen a coger un color dorado es momento de sacarlas. Al enfriarse endurecen.





Mientras, preparamos la maceta donde pincharemos las galletas. Simplemente la rellenamos con esponja para flores, ponemos la maceta al revés y presionamos, así la recortamos a la medida.





Lo siguiente ya es decorar las galletas con fondant, embolsarlas y colocarles la tarjetita que hice con el nombre del niño y la fecha de la Comunión.




Al final quedaron como veis y por lo menos a Silvia le gustaron muchisimo, espero que a su peke le gusten igual.





Siento la calidad de las fotos pero eso ya no pasará porque después de que mi Sony decidiera dejarnos la pasada semana ayer dimos en casa la bienvenida a la Panasonic Lumix TZ7 así que estoy deseando estrenarla para poder ofreceros fotos en condiciones!!



6 comentarios:

Rocio dijo...

Te han quedado geniales. Eres un monstruo!!!

Por cierto, quería hacerte una pregunta. Desde hace unos días no sé por qué veo este blog como si se hubiese reducido y las letras son de pulga. ¿Sabes si a alguien más le pasa esto?

Saludos

Mar dijo...

Te han quedado perfectas, ya me gustaría a mi tener un cortador como ese para hacerselas a mis niños... espero que ya estés bien del hombro...
Un beso guapa

maite dijo...

Te han quedado precios, ya daré un vistazo a ver como estan hechas estas exquisitas galletas.
bsts. Maite

Alcantarisa (cocinando en mi isla amarilla) dijo...

Jo, qu´epasada de galletitas, seguro que el niño quedó super contento, y todo el mundo alucinado con tu trabajazo, felicidades!!!

cristina dijo...

QUE BONITA Y QUE CHULADA DE GALLETAS BESOS WAPA

Nenúfar dijo...

Que bonita la idea :D

Besotes

Sugar Adictos

 

La tienda...

El taller . . .

Y esta soy yo!

Y esta soy yo!